Foto: Andina.

Mediante una norma publicada en el diario oficial El Peruano, el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) dispuso el incremento del Impuesto Selectivo al Consumo (ISC) aplicado a los cigarrillos a S/ 0,18 desde la tasa de S/ 0,07, que mantenía desde enero del 2010.

El ajuste representa un incremento de 157% en las partidas arancelarias 'cigarrillos de tacabo negro' y 'cigarrillos de tabaco rubio', y tiene como fin desincentivar el consumo de estos productos, conforme lo buscaba el Ministerio de Salud. 

Según un estudio realizado por la Universidad Peruana Cayetano Heredia y el Instituto de Efectividad Clínica y Sanitaria del año 2014, más del 19% de los jóvenes son fumadores; y, según estimaciones de Devida del año 2013, cada año se incorporan aproximadamente 12 consumidores de tabaco por cada 100 personas no consumidoras, lo cual significa que aproximadamente 826.899 personas se convierten en fumadores cada año.

Otro de los objetivos de la modificación es adecuar la legislación peruana sobre el ISC a los cigarrillos al cumplimiento del Convenio Marco para el Control del Tabaco (CMCT) pues según el Banco Mundial y la Organización Mundial de la Salud (OMS) esta es la medida apropiada para disminuir la demanda y el consumo de tabaco. 


TAMBIÉN A LOS COMBUSTIBLES

En el caso del ISC a los combustibles más contaminantes, el nuevo monto fijo considera los Índices de Nocividad publicados por el Ministerio del Ambiente (Minam).  De esta manera, se modificó el monto fijo del ISC aplicable al Residual 6 (Petróleo Industrial N° 6) de S/ 0,39 a S/ 0,68 por galón, así como el de los demás fueloils (Petróleo Industrial N° 500) de S/ 0,38 a S/ 0,63 por galón. 

Asimismo, se grava con el ISC al carbón mineral (hulla bituminosa y antracita) para uso energético (cuando son utilizados como combustible o como fuente energética, o intervienen en un proceso de incineración) con S/ 51,72 por tonelada, y a la hulla bituminosa para uso energético y las demás hullas con S/ 55,19 por tonelada.

Esta última medida se tenía prevista desde hace varios años y se fue postergando para que las empresas que los utilizan como insumo adaptaran sus procesos a nuevas tecnologías que reemplacen estos combustibles. 

El dispositivo legal está firmado por el presidente Ollanta Humala y el ministro de Economía y Finanzas, Alonso Segura, y modifica la Ley del Impuesto General a las Ventas e Impuesto Selectivo al Consumo, aprobado por Decreto Supremo Nº 055-99-EF y normas modificatorias.


[LEA TAMBIÉN: En busca del cigarrillo inocuo]