Foto: Agencia Andina
El partido Todos por el Perú (TPP), que ha lanzado la candidatura de Julio Guzmán a la presidencia del Perú, enfrenta dos procesos relacionados entre sí. Uno es la inscripción de la fórmula presidencial que está a cargo del Jurado Electoral Especial de Lima Centro 1. Este se encuentra en primera instancia, es decir, que de ser denegado se puede apelar. En paralelo está el proceso para la inscripción de las modificaciones en el registro del partido dentro del Registro de Organizaciones Políticas (ROP), el cual ha generado mucha expectativa en los últimos días y que ha puesto en riesgo la candidatura de Guzmán. El primer proceso depende del segundo.

De acuerdo con la Ley de Partidos Políticos (LPP), las organizaciones políticas tienen el deber de registrar a dirigentes partidarios, afiliados, estatutos y otras modificaciones en el ROP. Esta es la obligación. La forma de cumplirla está determinada por las normas que establecen los partidos en sus respectivos estatutos.

TPP quiso modificar, en diciembre, una serie de títulos en su registro. Buscó inscribir la modificación del estatuto del partido, al Tribunal Nacional Electoral de TPP y al Comité Ejecutivo Nacional. Estos dos órganos partidarios son cruciales. El Tribunal debe, entre otras funciones, proclamar a los candidatos. Mientras que el Comité Ejecutivo se encarga de elegir al Tribunal.

En su resolución 017-2016 del 28 de enero, la Dirección Nacional del Registro de Organizaciones Políticas (DNROP) declaró improcedente la modificación del estatuto así como la inscripción del Tribunal Nacional Electoral y el Comité Ejecutivo Nacional y, por lo tanto, la decisión de elegir a Julio Guzmán como su candidato presidencial.




Las elecciones internas en las que Julio Guzmán resultó candidato presidencial se realizaron bajo un estatuto modificado y aprobado en la asamblea del 10 de octubre. Por lo tanto, si dichos estatutos no son aceptados por el JNE, y por lo tanto tampoco el Tribunal Electoral y el Comité Ejecutivo elegidos, tampoco los acuerdos tomados por estas instancias, entre ellos, la candidatura de Julio Guzmán.

En particular, la DNROP llama la atención sobre fallas ya avisadas a TPP, entre las que se encuentran:

a) No se acreditó que la Asamblea General Extraordinaria del 10 de octubre del 2015, en la que se acordó la modificación del estatuto se haya efectuado con la anticipación de 15 días hábiles y tampoco que se haya notificado a todos los llamados a participar en ella.
b) No hubo quórum en dicha Asamblea (20% de los asistentes hábiles).
c) Algunos asistentes no eran parte del partido.

El pasado miércoles, TPP apeló esta resolución de la DNROP. ¿Cuáles fueron sus argumentos?

1. Según TPP, el JNE ya les había dado la razón en enero.

De acuerdo con el abogado y miembro de la defensa de TPP, Carlo Magno Salcedo, el JNE ya se ha pronunciado sobre este tema. La agrupación partidaria impugnó en enero la denegación de la DNROP referida a la modificación del estatuto y, según Salcedo, el Pleno del JNE les dio la razón. Así, según el abogado, no cabe cuestionamiento posterior relacionado con los plazos de inscripción del estatuto.

Se refiere a la resolución 0042-2016-JNE que declara nulo el oficio 1957-2015-DNROP emitido el 23 de diciembre, que impugnaba la inscripción del estatuto. El impedimento por parte de la DNROP a la inscripción de la modificación del estatuto fue, a decir de Salcedo, un absurdo. De acuerdo con lo resuelto, esta no procedía pues se había hecho después de la convocatoria a elecciones generales para Presidente de la República (14 de noviembre). El JNE dejó en claro que las modificaciones se pueden hacer hasta la fecha de convocatoria de elecciones internas del partido. En el caso de TPP, esta se hizo el 4 de diciembre. Bajo ambas circunstancias, el partido morado estaba dentro de los plazos, pues el estatuto se modificó en la asamblea del 10 de octubre. Y, según la ley, el plazo para inscribir la modificación tiene como fecha límite la inscripción de la candidatura, es decir, el 10 de enero pasado. Todo estaba en regla y así finalmente lo reconoció el JNE.  





 Carlo Magno Salcedo señaló a PODER que una vez que el JNE le enmendó la plana a la DNROP en torno a los plazos de inscripción del estatuto, la discusión remanente es la de los aspectos formales de la asamblea del 10 de octubre, los cuáles han intentado convalidar con otra asamblea realizada en enero último.


2. TPP habría enmendado los errores de una asamblea con otra

Carlo Magno Salcedo, de TPP, señala que para subsanar los posibles errores de la asamblea del 10 de octubre, el partido convocó el 28 de diciembre a una nueva asamblea para el 20 de enero. Este fue uno de los argumentos usados por TPP el día de su defensa y corresponde al JNE pronunciarse sobre estos. Aquí los documentos que sustentan la realización de la convocatoria:

Convocatoria del 28 de diciembre