Foto: Andina
El bajo crecimiento económico que la economía peruana experimentó este año afectó al mercado laboral y se vio reflejado en un mayor desempleo y un estancamiento de las remuneraciones, de acuerdo con cifras difundidas esta mañana por la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL).

La tasa de desempleo urbano abierto paso de afectar al 6,0% de la población en el 2014 al 6,5% en el 2015. En tanto, el salario medio real que subió 2,8% el año pasado, apenas se incrementó 0,1% este año.

En su estudio, denominado 'Balance Preliminar de las Economías de América Latina y el Caribe 2015', el organismo detalla que solo entre enero y setiembre del 2015, la tasa de desempleo en Lima fue del 6,8%, superior al 6,1% registrado en el mismo período del 2014.

De igual forma, mientras la población ocupada se incrementó solo un 0,6% en los primeros nueve meses del año, la población económicamente activa aumentó un 1,3%. En la misma línea, disminuyó la subocupación por horas, pero se incrementó la subocupación por ingresos.

LIGERA MEJORA ECONÓMICA
Pese a este contexto, el organismo internacional elevó ligeramente su proyección de crecimiento para el Producto Bruto Interno (PBI) este año del 2,7% que previó en octubre a 2,8%. Y para el próximo año, reiteró su pronóstico de expansión económica de 3,4%.

La recuperación prevista para el próximo año será impulsada por las mejoras de la producción minera y pesquera, las cuales influirán en una mayor exportación de bienes. En contraste, el consumo privado continuará desacelerándose paulatinamente y se estancará la inversión privada, debido a que la incertidumbre global seguirá afectando a la región.

PANORAMA REGIONAL
La Cepal sostiene que la lenta recuperación mundial, que ha generado una contracción tanto en la inversión como en el comercio, llevarán a que la economía de América Latina y el Caribe cierre el 2015 con un retroceso de 0,2% y se expanda apenas 0,4% en el 2016.

“El próximo año persistirán la volatilidad y la incertidumbre observadas en 2015, con lo que algunas  economías emergentes seguirán teniendo dificultades para obtener recursos en los mercados internacionales. A esto se suma la persistente apreciación del dólar y el aumento de la tasa de interés en Estados Unidos”, refirió el organismo.

¿Cómo le irá a cada uno de los países de la región? Según las proyecciones de la CEPAL, Panamá liderará el crecimiento regional el próximo año con una expansión de 6,2%, seguido por República Dominicana (5,2%), San Kitts y Nevis (4,7%) y Bolivia (4,5%). Se prevé que Nicaragua crezca 4,3%, mientras que Cuba lo hará en 4,2%. Guatemala se expandirá 4,0%; Perú, 3,4%; Costa Rica y Honduras, 3,3%; Colombia y Paraguay, 3,0%; México, 2,6%; Haití, 2,5%; El Salvador, 2,4%; Chile, 2,1%; Uruguay, 1,5%; Argentina, 0,8%; y Ecuador, 0,3%.