Foto: Andina
La economía nacional ha retrocedido en 22 índices de competitividad sostenible en el ámbito mundial durante el 2015, luego de ser evaluada en 51 de ellos, según lo revela un balance difundido esta mañana por el Instituto de Economía y Desarrollo Empresarial (IEDEP) de la Cámara de Comercio de Lima (CCL).

“Esta evaluación sirve para mostrar los logros y aquellos aspectos que deben tenerse en cuenta para mejorar tanto en el sector público como en el privado, con el fin de alcanzar una mayor productividad y competitividad”, comentó al respecto el director ejecutivo del IEDEP de la CCL, César Peñaranda.

Para llegar a esta conclusión, el IEDEP recurrió al Árbol de  Productividad y Competitividad Sostenible, herramienta que construye sobre la base de 51 índices en el ámbito mundial, el cual también reveló que el Perú reportó avances en 17 de estos índices y mantuvo su posición en cinco.

POR RANKING
Este año, nuestro país retrocedió en los índices de Competitividad Global del World Economic Forum (WEF), donde perdió cuatro posiciones al ubicarse en el puesto 69 entre 144 países,  mientras que en el Marcador de Competitividad Global del Institute for Management Development (IMD) cayó del puesto 50 al 54 entre 61 naciones evaluadas.

Según el análisis del IEDEP, una de las mayores desventajas competitivas de la economía peruana es la Institucionalidad. Una muestra de ello es que se han registrado retrocesos en el Índice de Libertad Económica (tres posiciones), en el Índice Internacional de Derechos de Propiedad (17 posiciones) y de Percepción de la Corrupción (dos posiciones). 

En contraste, se lograron mejoras en el Índice de Paz (27 posiciones) y en la Encuesta de Presupuesto Abierto (20 posiciones).

En lo que se refiere a infraestructura, destacan los Índices de Alianzas Público Privadas (APP) para América Latina y el Caribe (LATAM), y el Índice de Desempeño de la Arquitectura Energética. En el primero, Perú mantiene el tercer lugar, detrás de Chile y Brasil. En este ranking se evalúa la capacidad de los países de la región para llevar a cabo alianzas sostenibles público–privadas (APP). 

En el segundo, el Perú retrocedió 15 posiciones ubicándose en el puesto 31 entre 125 países. 

ECONOMÍA ESTABLE
En cuanto a los rankings que evalúan el entorno macroeconómico, Perú avanzó dos posiciones en el Índice Riesgo País entre 140 países (51°); pero en el Índice Riesgo Soberano, cayó dos posiciones (23°) entre  50 economías. Pese a este último resultado, nuestro país continúa siendo considerada como una economía estable para los inversionistas.

En los índices que miden la eficiencia en el mercado de bienes, se encontraron avances en tres rankings: Tasa de Emprendimiento, donde Perú avanzó cinco posiciones ubicándose en el puesto 5 entre 73 economías; Zonas Atractivas para la Inversión Minera, donde el país mejoró siete posiciones ubicándonos en el puesto 30 entre 112 países; y Facilitación del Comercio Exterior, donde se avanzó dos posiciones, ocupando el puesto 51 entre 138 países. 

En este mismo rubro, la economía peruana retrocedió en el ranking de Desarrollo del Retail del puesto 13 al 16 entre 30 economías; bajo del puesto 60 al 71 en el índice de Desempeño Logístico; mientras que en el Doing Business pasó del 45 al 50 con la aplicación de la nueva metodología.

Finalmente, en los rankings que miden la disposición tecnológica se observó avances en el Índice de Desarrollo de las TIC (una posición) y en el Índice de Velocidad de Descarga de Internet (ocho posiciones). En tanto, en el Índice de Disposición Tecnológica el Perú mantiene el puesto 90 entre 143 economías.