Corporación Lindley salió a responder los cuestionamientos por parte de inversionistas chilenos a la venta de acciones que realizó a la mexicana Arca Continental. Según se supo, Bancard (firma ligada a Sebastián Piñera), Fratelli Investment (de la familia Solari), y Larrain Vial, enviaron cartas a los reguladores en Perú y México para que analicen el acuerdo de venta dado a conocer el 10 de setiembre,

Hicimos lo que nos correspondía hacer y cumplimos con la legislación. Informamos a la Superintendencia del Mercado de Valores (SMV) cuál era el volumen de acciones transadas y su precio. Y este lo hizo de conocimiento al mercado", dijo a PODER Agustín Valencia, gerente de asuntos legales y relaciones corporativas de Corporación Lindley.

Valencia explicó que, por tratarse de una venta de acciones comunes, solo corresponde avisar al regulador que ha habido una modificación en la tenencia patrimonial a manera de hecho de importancia. “Básicamente se trata de un acuerdo privado, de acciones que no listan en la Bolsa de Valores”, afirmó.

El vocero de Lindley explicó que los inversionistas chilenos tienen acciones de inversión. Estas se transan en Bolsa y gozan de los mismos beneficios económicos que el resto de accionistas, pero no les brinda derechos políticos, por lo que no tienen participación en la vida societaria de la empresas y nos les correspondía dar luz verde ni ser consultados sobre esta transacción.

Agustín Valencia agrega que luego de hacerse conocida la venta, calificadoras de riesgo como S&P, han anunciado una evaluación más favorable para la empresa, lo que se traduce en acciones más apreciadas y mayores beneficios para todos los grupos de interés, incluidos los tenedores de acciones de inversión.

Preguntado sobre si es que Corporación Lindley tomará acciones en contra de los inversionistas chilenos por lo afirmado, Valencia dijo a PODER: "Nos incomoda que no haya claridad en la información y que esto pueda inducir a errores del público o de otros inversionistas. Vamos a evaluar los acontecimientos y lo que pueda ocurrir para actuar en resguardo a nuestros intereses”