Foto: Andina
Pese a que elogia las medidas emprendidas por el Perú para afrontar la crisis global, el Fondo Monetario Internacional (FMI) es cada vez menos optimista sobre el desempeño de la economía peruana en el 2015 y el 2016. 

Esta mañana, en el preámbulo a la Junta de Gobernadores que se desarrollará esta semana en Lima, el ente multilateral recortó su previsión de crecimiento para la actividad productiva nacional este año a 2,4% (desde el 3,2% proyectado en julio). Para el próximo año, espera ahora un avance de 3,3%.

Durante la presentación de sus nuevas 'Perspectivas de la Economía Mundial' (WEO, por sus siglas en inglés), el FMI disminuyó también su estimado de crecimiento para la economía mundial en el 2015 de 3,3% (previsto en julio) a 3,1%. Para el 2016, recortó su proyección de 3,8% a 3,6%.

CONTRACCIÓN EN LA REGIÓN
En el caso de América Latina y el Caribe, se proyecta una contracción de 0,3% este año, debido fundamentalmente a los problemas que afronta la economía de Brasil, cuyo PBI caería 3,0% este año y 1,0%, el próximo.

La citada entidad precisó que ha recortado sus proyecciones para casi todos los países y que los nuevos estimados reflejan el impacto que se espera de la desaceleración de China y de la debilidad de los precios de las materias primas. 

“Los riesgos a la baja para la economía mundial ahora parecen más pronunciados que hace tan solo unos meses”, precisa el FMI en su documento denominado 'Perspectivas de la economía mundial: ajustándose a precios más bajos para las materias primas'.

De hecho, anota que seis años después de que la economía mundial emergiera de la recesión más amplia y profunda desde la posguerra, la vuelta a una expansión robusta y sincronizada sigue siendo incierta.

RECETA PARA PERÚ
El FMI destaca que el Perú ha registrado avances importantes en medidas para afrontar una eventual subida de la tasa de interés en Estados Unidos. Sin embargo – según el subdirector del Departamento de Estudios de la citada entidad, Gian María Milesi-Ferretti- los shocks externos a los que ha estado expuesta su economía han sido muy severos.

El funcionario recomendó al Gobierno peruano buscar nuevas fuentes de crecimiento para el país debido a que la basada en el precio de los metales “se ha agotado”. “Se debe hacer una mayor ejecución de inversión pública, sobre todo en infraestructura”, agregó.