Foto: Reuters

Honda anunció que retirará del mercado cerca de cinco millones de vehículos por defectos en los infladores de los air bag producidos por Takata Corp.

Esta semana, Toyota también anunció que retiraría similar número de automóviles –de modelos Corolla y Vitz, entre otros– producidos entre marzo del 2003 y noviembre del 2007. Una vocera de Toyota informó que no se han registrado accidentes o fatalidades relacionadas con su marca por este hecho, detalló Business Insider.

Honda no puede afirmar lo mismo. Hasta el momento se han registrado seis muertes relacionadas con air bags defectuosos, todas en vehículos producidos por esta empresa, según recoge CNBC.

De acuerdo con Honda, el retiro de vehículos se debe a que detectaron que los infladores producidos por Takata Corp no estaban sellados apropiadamente lo que podría hacer que las bolsas de aire explotaran fuertemente, con peligrosas consecuencias.

Nissan y Daihatsu Motors también han anunciado que tomaran las mismas medidas por el problema.

Con el retiro de vehículos anunciado por Honda, el total desde el 2008 asciende a 36 millones de unidades. La corporación japonesa, que es el tercer más grande productor de automóviles del mundo, dijo que no se puede afirmar con seguridad que esta será la última acción de este tipo.